Publicado el Deja un comentario

¿Por qué el zumo no es tan saludable como la fruta entera?

selective focus photography of pure orange juice

“Bébete el zumo, que se le van las vitaminas”. Puede que alguna vez hayas escuchado esta frase en casa y también muchos otros rumores sobre si es o no lo mismo comerse la fruta entera que su jugo.

Utilicemos a la naranja de ejemplo para ver cómo se comporta la fruta en estos casos:

¿Qué pasa cuando se hace zumo con la fruta?

Al exprimir una naranja y no consumir toda su pulpa, se pierde una importante proporción de vitaminas y minerales, pero fundamentalmente de fibra.

Esta fibra que se elimina al exprimir la naranja es saciante, ralentiza la absorción de azúcar, favorece el tránsito intestinal y el crecimiento de bacterias beneficiosas intestinales.

Además, la famosa Vitamina C del zumo de naranja no resiste durante mucho tiempo a la exposición de luz y aire, al contrario que en la fruta entera, donde su contenido es mucho más alto.

Otro factor interesante es que las calorías del zumo son las mismas que tenía la fruta cuando estaba entera, por lo que los picos de glucosa también aumentan.

¿Qué tipos de azúcares hay?

Tenemos que diferenciar entre:

  • Azúcar intrínseco: el que contiene el propio alimento.
  • Azúcar libre añadido: el que ha sido adicionado al producto durante su producción, preparación o en el momento de consumo.
  • Azúcar libre: aquellos naturalmente presentes en zumos de fruta, jarabes y la miel.

La diferencia entre ellos está en cómo los metaboliza nuestro organismo:

Cuando exprimimos la naranja, aumenta la cantidad de azúcares libres, dado que la fruta no está íntegra y no mantiene su matriz alimentaria y comienza a comportarse como un azúcar añadido.

Este tipo de azúcar se metaboliza muy deprisa provocando picos de insulina poco saludables en nuestro organismo.

¿Nuestra recomendación?

Para una dieta saludable y equilibrada, mejor elige la pieza de fruta entera.

Publicado el 1 comentario

¿Cómo puedo evitar que se oxiden los aguacates?

Más de una vez te habrá pasado que utilizas medio aguacate y no sabes qué hacer con la otra mitad para evitar que se oxide.

Compartimos contigo algunos tips para que puedas disfrutar de este alimento rico en vitamina E y potasio que también es fuente de grasas insaturadas:

Evita que esté en contacto con el aire

Abre tu aguacate y retira el hueso. Más abajo te explicamos cómo hacerlo correctamente.

En un recipiente hermético, introduce el aguacate boca abajo y añade agua hasta cubrir toda la superficie del aguacate que no tenga piel. Llévalo a la nevera y solo tendrás que sacarlo cuando lo quieras consumir.

De esta forma el aguacate puede mantenerse durante días.

¡Congélalo!

Abre el aguacate, retira el hueso y la piel y báñalo ligeramente en jugo de limón. Después introdúcelo en una bolsa hermética retirando el aire de su interior y llévalo al congelador.

Cuando quieras consumirlo únicamente deberás sacar la bolsa y tenerla durante un tiempo a temperatura ambiente.

De esta forma el aguacate puede mantenerse durante semanas e incluso meses. Perderá algo de textura, pero nada de sabor.

Tips  extra

  • Una vez hayas abierto el aguacate, retira el hueso cogiéndolo con la mano o empujando con los pulgares desde la parte trasera, en contacto con la piel de la fruta, como si estuvieras sacando una pastilla de su envase.
  • Cuando quieras retirar la piel del aguacate, hazlo con una cuchara, bordeando el interior de la piel.

De esta forma podrás evitar el uso del cuchillo, que además de poder romper la fruta puede dañarnos si lo utilizamos de forma inadecuada.

Publicado el Deja un comentario

¿Cuál es la verdura que contiene más hierro?

¿Sabias que el hierro es un mineral muy importante para nuestra salud? El hierro sirve para fabricar hemoglobina, una proteína de los glóbulos rojos que transporta el oxígeno de los pulmones a distintas partes del cuerpo, además de la mioglobina, una proteína que suministra oxígeno a los músculos. Por ello es super importante consumir productos que contengan hierro. Se suele pensar que el hierro solo se encuentra en la carne, ¡pero no es así! También lo puedes encontrar en las distintas verduras que exponemos a continuación:

Contenido de hierro cada 100 g de producto de algunas verduras

PD: Al tratarse de hierro de origen vegetal, debes tratar de aumentar su absorción con la ayuda de Vitamina C, con productos como la naranja, o evitando el consumo de factores que reducen su absorción como la fibra o taninos. Con estas verduras más otras fuentes de hierro, puedes lograr un buen aporte del mineral a tu dieta, aunque no ingieras carnes todos los días.

Publicado el Deja un comentario

¿Podemos congelar las verduras?

fruits and vegetable in the fridge

La realidad es que sí, pero es importante saber cuales son las más recomendables. La mayoría de verduras que no se recomienda congelar crudas son aquellas con altas proporciones de agua, como el apio, la lechuga, el pepino, las patatas, etc. Estos tipos de vegetales crean cristales de hielo durante la congelación, los cuales, al descongelarse, degradan todas las características esenciales (aroma, gusto, color, etc.) de estas verduras y favorecen la pérdida de sus nutrientes. Por otro lado, una verdura congelada cruda, apenas se descongele, comenzará rápidamente a envejecer. Esto ocurrirá mucho más rápido que una verdura escaldada. Es decir, perderá rápidamente sus características organolépticas y nutrientes. Por lo tanto, si estás pensando congelar alguna verdura, es recomendable escaldarla o someterla a alguna cocción antes.

Por último y para los amantes de la cocina, las verduras congeladas funcionan muy bien en guisos, sopas, ensaladas cocidas, salsas y muchas otras preparaciones. Sin embargo, no sirven para preparaciones crudas, como la mayoría de las ensaladas, ciertas sopas, algunas salsas y otras recetas. Y por último, ¡No olvides comprar producto de temporada para que tus recetas queden buenísimas!

¡Si te han parecido útiles estas recomendaciones comparte con tus amigos!

Publicado el Deja un comentario

¿Cuáles son las frutas para diabéticos?

woman showing apple and bitten doughnut

Para saber dar una respuesta consistente a esta cuestión, será necesario explicar el concepto de Índice glucémico (IG). El índice glucémico (IG) es la velocidad con la que un alimento que contenga carbohidratos, como los azúcares, aumenta la glucemia, es decir, la cantidad de azúcar en la sangre, una vez que es absorbido a nivel intestinal.

Por este motivo, conocer el IG de determinados alimentos es importante para ayudar a controlar el hambre, la ansiedad, aumentar la sensación de saciedad y regular la glucosa en sangre, ayudando a controlar la prediabetes y la diabetes, así como facilitar la pérdida de peso o ayudar a mantenerlo.

Todas las frutas pueden ser consumidas por los diabéticos, siempre que sean consumidas en pequeñas cantidades, para no estimular el aumento del azúcar en la sangre. Las más indicadas son las que tienen bagazo o cáscara.

En general, se recomienda consumir de 2 a 4 unidades por día, recordando que 1 fruta fresca mediana contiene alrededor de 15 a 20 g de carbohidratos, lo que también se encuentra en 1/2 vaso de zumo o en 2 cucharadas de frutas secas.

Dejamos una tabla con algunos valores de referencia:

FrutaCarbohidratos (g) en 100gRación recomendada
Mandarina9,62 unidades
Pera17,61 unidad pequeña
Naranja20,71 unidad pequeña
Fresa6,8¼ taza de fruta entera
Moras12,3¾ taza de fruta entera
Manzana11,51 unidad mediana
Aguacate4,82 rebanadas
Kiwi13,82 unidades
Publicado el Deja un comentario

¿Cómo podemos desinfectar las verduras?

LimpiarVerdura

Es importante lavar la fruta y verdura antes de consumirla para evitar consumir suciedad, pesticidas u otras posibles contaminaciones, además de para reducir el número de posibles bacterias, como el e-coli, o algunos virus.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) recomienda:

  • Lavar las verduras y frutas en el momento en que se vayan a consumir, no antes, y eliminar todas las zonas dañadas.
  • Lavarlas bajo el grifo y no dejarlas en remojo ya que al hacerlo se incrementa el riesgo de contaminación cruzada.
  • Frotar la piel para eliminar una mayor cantidad de residuos y otros posibles contaminantes, siempre y cuando la superficie de la fruta o vegetal lo permita, como por ejemplo en el caso de zanahoria, peras o puerro.

Para obtener una limpieza más profunda, existen otras alternativas.

  • Bicarbonato. En un bol con agua mezcla una cucharada de bicarbonato e introduce los alimentos durante una hora. Después retira, enjuaga y estarán listos para comer.
  • Vinagre: Desinfecta de forma efectiva aunque puede dar sabor a los alimentos y a la larga es más caro.
  • Sal y limón. Si quieres eliminar las bacterias de frutas y verduras, vierte en medio litro de agua una cucharada de sal y el jugo de medio limón y lava los alimentos con esta mezcla.
  • Agua oxigenada. Añade una parte de este producto por cada tres de agua y sumerge los alimentos durante 5 minutos.

¿Cómo NO debemos desinfectar las verduras?

Por último, entre los productos que no hay que utilizar para limpieza de frutas y verduras, cabe destacar los que aparecen a continuación:

1. Lejía con alcohol en gel. La combinación de ambos químicos produce cloroformo y ácido muriático. Estos compuestos pueden producir daños en el sistema nervioso, pulmones, riñones, hígado, ojos y piel.

Además, altos niveles de cloroformo pueden causar mareos, náuseas, pérdida de conciencia e incluso la muerte.

2. Lejía con amoniaco. Esta mezcla es muy peligrosa ya que produce vapores que pueden causar daños severos en el sistema respiratorio. Pero lo peor es que las altas concentraciones de amoniaco producen una sustancia altamente tóxica y potencialmente explosiva.

3. Lejía con vinagre. Si le agregas un ácido débil a la lejía se generan vapores tóxicos que podrían causar serias quemaduras en los ojos y graves daños en los pulmones.

4. Lejía con otros productos de limpieza. Limpiacristales, limpiadores para baño o detergentes para lavavajillas no deben mezclarse con lejía ya que produce gas cloro. La mínima exposición a este gas causa problemas respiratorios y oculares, entre otros.

5. Vinagre y agua oxigenada. Al mezclar estos dos productos en un recipiente se obtiene ácido peracético que, en concentraciones altas, puede irritar e incluso dañar la piel, ojos, garganta, nariz y pulmones.

Y recuerda, consumir local significa consumir más natural y seguro, con menos bacterias y virus ya que se trata de un producto más fresco que ha realizado un viaje muy corto sin manipulación. Además, el producto local contiene menor cantidad de pesticidas debido a que la regulación de la Unión Europea es mucho más exigente que en otros continentes. Así que ya sabes, consumo verduras de tu huerta más cercana para comer más saludable y seguro!

Publicado el

¿QUÉ ESTÁ PASANDO CON LA NARANJA VALENCIANA?

Naranja

El origen del problema de la naranja se encuentra en el acuerdo que firmó Europa en 2016 que permite la importación de cítricos de países terceros hasta el mes de noviembre y sin tratamiento en frío, perjudicando gravemente el precio del producto local y favoreciendo la irrupción de plagas.

Son muchos ya lxs agricultorxs que denuncian esta situación, ya que el trabajo de muchos meses se queda colgando en los árboles hasta que todos sus frutos caen al suelo, lo que conlleva a cuantiosas pérdidas para estas familias e incluso al abandono de sus tierras.

¿CÓMO PODEMOS AYUDAR?

¡Muy fácil!

Compra fruta y verdura de proximidad y temporada.

Con esta acción tan simple estás ayudando al producto local y a que todos nuestrxs agricultorxs trabajen por un precio justo en sus productos.

¡Esto es cosa de TODXS!

Te invitamos a consultar las siguientes publicaciones:

Si quieres ayudar a agricultores de naranja de proximidad a través de nosotros te animamos a comprar el siguiente producto: